Crece la lucha contra la reforma educativa

reforma-educativa-no

Cada día es más evidente el propósito que se oculta tras las palabras “calidad de la educación” tan pregonadas por el Banco Mundial y sus agencias, el Ministerio y la Secretaría de Educación.

Al respecto es muy diciente que dichas entidades tengan como uno de sus blancos de ataque la “sobre-educación” de algunos jóvenes “en relación con la necesidad de los empresarios”.

Cada una de las reformas se encamina a reducir el gasto público y a envilecer el contenido de la educación, políticas que se aplican con particular saña cuando se trata de la enseñanza para los sectores populares. En el caso de los colegios nocturnos, hace poco se estableció que la primaria se podría cursar en uno o dos años y el bachillerato en tres Iniciaron así una especie de promoción o entrega de títulos en baratillo cuyo lema real es: “gradúese ahora aunque no estudie nunca”. Con razón dicen que las leyes del mercado deben entrar al sistema educativo.

De tal verdad da testimonio la promoción automática, materia que habremos de tratar en otras ediciones de Leonardo Da Vinci, y a la cual se refiere el profesor Andrés Hurtado en su artículo El ministerio de la vagancia, del que publicamos apartes en este número, gracias a su gentileza.

A la vez que perora sobre educación integral, la a de Educación, María  Cecilia Vélez, ha procedido a despedir los profesores de arte, educación física, computación e inglés de las escuelas de primaria, de tal manera que para los alumnos de la enseñanza pública, la integralidad se limita al aprendizaje de las cuatro operaciones, algo de lectoescritura y el sermón inagotable de una ética conformista y cargada de misticismo.

Con el odio y el desprecio que sienten hacia los trabajadores, alegando una supuesta pertinencia

38 Reforma educativa 9 davientu del 2012
http://falarylleer.blogspot.com/

y la educación en contexto”, consideran que “quien va a trabajar en un taller o una cafetería”, no necesita saber nada de matemáticas o física. Como si en la época actual una persona pudiera ignorar los fundamentos de la ciencia y su método. En consonancia con esas políticas, la Secretaría de Educación del Distrito acaba de anunciar la suspensión de profesores de tiempo completo en los colegias nocturnos. Estos contarán únicamente con educadores contratados a cinco mil pesos por hora, con lo cual los estudiantes verán desfilar cuatro o más profesores de una misma materia en el transcurso de un año, como ya ocurre. A los rectores y al personal administrativo, se les exige “atender” las tres jornadas. Tales medidas se dirigen a someter a profesores y directivos a un régimen laboral extenuante y los priva de cualquier posibilidad de capacitarse.

Es claro que semejante arremetida de los enemigos de la nación y del pueblo, enfrenta una resistencia creciente. Las jornadas masivas de los estudiantes nocturnos y la toma de más de 25 colegios, constituyen una lección sobre el camino que debe seguir la comunidad educativa entera: oponerse decididamente a la aplicación de la ley 715, de diciembre pasado, aprobada por el Congreso a órdenes del Ejecutivo, y con la ayuda inestimable de quien pasa por representante del magisterio, el senador “independiente” Jaime Dussán, encargado de pulir la ponencia favorable.

Pero esto no basta. Es necesario conformar sólidas organizaciones que orienten, unifiquen y extiendan la protesta. La tarea de la hora consiste en crear una Federación Distrital de Consejos Estudiantiles que sea el pilar de los frentes comunes de cada localidad y de toda Bogotá. Ésta federación ha de ser representativa, democrática, y deberá tener corno su bandera la derrota de la reforma imperialista de la educación.

 

¡Comparte este contenido!

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*